La deshumanización de la propina

2 Jun

Image

Mi maleta, que aunque pequeña pesaba como un muerto, era digna de una ‘road movie’ de Alfredo Landa. Queso, vino, jamón y aceite como para una campaña militar. Con el peso y una rueda rota, la calle que lleva del metro a mi casa me pareció un puerto de categoría especial. A la mañana siguiente reparé en que todos los coches de mi barrio tenían publicidad en el limpiaparbrisas. No la típica cuartilla impresa con una oferta de cambio de ruedas. No, en este distrito bien del Moscú del siglo XXI se lo curran un poco más. Una revista a todo color de 40 páginas, envuelta incluso en una bolsa de plástico por si llueve (cosa que, por cierto,  sucede cada tarde desde que he regresado). ¿Quién se puede permitir semejante dispendio? Título: ‘Flirt’, verbo universal, del castellano flirtear. Vamos, una revista de anuncios de prostitutas, sector al parecer tan próspero como ‘discreto’ en la capital.

Yo preferí gastar mis cuartos cenando con amigos en uno de los centenares de restaurantes japoneses de la ciudad, donde hace tiempo que dejaron de ser moda para convertirse en asentamiento. En la carta, del grosor de un tratado de filosofía (otro estándar moscovita), igual te encuentras un sushi de batalla que te tropiezas con una ensalada césar, spaghetti carbonara o ‘Niu York Chiskeik’. Los camareros, japos nativos a nuestros ojos, hablan un ruso pulido. Descuiden, son compatriotas del extremo Este con salario basura, una de las ventajas de un país con 9 husos horarios. Pido la cuenta y en la parte inferior del recibo descubro la deshumanización definitiva del concepto propina. La máquina registradora indica el % de propina sobre el total de la cuenta según el grado de satisfaciión y hasta te calcula la cifra, por si eres de letras: Bien – 5% (89 rublos). Estupendo – 10% (180 rublos). Súper – 15% (270 rublos)… dejamos sólo 50 rublos.

Anuncios

2 comentarios to “La deshumanización de la propina”

  1. Javier Salinas junio 4, 2012 a 2:41 pm #

    Bueno al menos no lo incluyen en la cuenta o se enfadan si no se deja nada. Lo normal es entre un 10-15% aunque en España no estamos acostumbrados.
    Por eso los camareros siempre dicen que los extranjeros dejan mas propina en los restaurantes y ciertamente es así, casi nunca veras menos de un 10%.

  2. sergio noviembre 12, 2014 a 6:59 pm #

    Buenísimo !! Ja, ja…eres un hacha

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s